INAUGURACIÓN DE LA SEGUNDA ETAPA DEL PARQUE NACIONAL DEL CAFÉ2017-12-18T11:46:49+00:00

Project Description

Palabras del Presidente de la República, Andrés Pastrana Arango durante su visita a la inauguración de la segunda etapa del Parque Nacional del Café.

• Es maravillosa la capacidad de creación y de recuperación del ser humano, y muy especialmente de los colombianos y de esa raza valiente y trabajadora que constituyen los “arrieros” del Eje Cafetero.

• Cuando contemplo obras de la belleza y magnitud de este Parque Nacional del Café, cuya Segunda Etapa hoy inauguramos, no puedo menos que recordar el mito del Ave Fénix.

• Sólo un pueblo de arrieros como éste puede levantarse de las cenizas del terrible sismo de enero de este año y construir, entre tanto, esta gran obra, que hoy enorgullece a todos los colombianos.

• El café es para Colombia –más que un producto económico- un verdadero patrimonio histórico y tradicional.

• Al café le debemos gran parte del desarrollo nacional y una imagen sana y alegre de nuestro país en el exterior.

• Por eso somos y seremos siempre, con mucho orgullo, un pueblo cafetero.

• Qué mayor y más oportuno homenaje a nuestra cultura cafetera que este bello e inmenso Parque que hoy, -menos de 5 años después de inaugurada su Primera Etapa-, cuadruplica su extensión y amplía en forma fundamental sus atracciones y servicios.

• El Parque del Café es un verdadero patrimonio turístico, histórico e incluso espiritual para los colombianos, donde el sentimiento se colma de orgullo patrio.

• ¡Cómo se siente acá el aroma de los cafetales, de las flores y de la exuberante vegetación de nuestra tierra!

• Qué más bello marco puede haber para esta maravillosa cantidad de atracciones, preparadas por colombianos para los colombianos y para la admiración de los turistas extranjeros.

• Aquí se confunden la moderna tecnología de la montaña rusa y el teleférico, con la nostalgia del tren y las antiguas estaciones, la réplica de los preciosos pueblitos quindianos y el olor y el color maravillosos de nuestras admiradas orquídeas colombianas.

• Este Parque es un ejemplo para seguir y para admirar. Es un testimonio de que cuando se quiere se puede y de que sólo actitudes positivas y emprendedoras construyen patria.

• Este Parque, que es modelo de parque temático en toda América Latina, es el pionero del agroturismo en Colombia, una actividad en la que los cafeteros tienen mucho que enseñarle al mundo.

• Qué bueno saber que en el entorno se están creando nuevos proyectos que hacen del Eje Cafetero uno de los destinos nacionales más atractivos para el turismo.

• Proyectos como el Parque Nacional de la Cultura Agropecuaria en Quimbaya, el Jardín Botánico del Quindío en Calarcá, el Centro Experimental de la Guadua en Córdoba y las cientos de fincas cafeteras abiertas al turismo, constituyen un verdadero sistema que tiene mucho que ofrecer al visitante.

• Por eso este gigantesco Parque, que genera más de 300 empleos, es mucho más que diversión y recreación.

• Este Parque es una verdadera empresa autosostenible, que crea progreso y trabajo a su alrededor, que atrae el turismo y la inversión extranjeras a la región y que estimula eficazmente el comercio de artesanías, comestibles y servicios en el Quindío.

• Es, además, un aporte a nuestra cruzada por la protección del medio ambiente, ya que se encuentra enmarcado dentro del actual concepto del eco-turismo.

• Ustedes saben del compromiso y la actividad de mi gobierno en la reconstrucción de este querido Eje Cafetero, en un proceso que –como dijo Jairo- ha sido considerado modelo a seguir en el mundo.

• A la reconstrucción hemos incorporado también un importante componente ambiental, al cual destinaremos 33.500 millones de pesos, con el fin de garantizar el desarrollo sostenible de la región.

• Proyectos como “la recuperación, manejo, industrialización y comercialización de la guadua” y el “desarrollo del ecoturismo en el Parque Nacional de los Nevados” serán verdaderas alternativas de desarrollo económico y de generación de empleo en la región.

• Aquí desde este Parque Nacional del Café lo digo con énfasis y convicción: ¡Estamos comprometidos hasta la médula con la recuperación del Eje Cafetero!

• Y digo también: ¡Estamos orgullosos del Eje Cafetero! Y de los hombres y mujeres que han hecho posible la construcción y puesta en marcha de este maravilloso parque, que invito a conocer a todos los colombianos, para que lo disfruten y revivan lo más puro de nuestra nacionalidad.

• Aquí, rodeado de este verde cafetero de la esperanza, recuerdo las palabras de Martín Lutero, cuando decía: “Aunque mañana fuera el fin del mundo, yo plantaría todavía manzanas en el día de hoy”.

• Pues bien: Lutero sembraría manzanas, pero los colombianos sembraríamos CAFÉ, mucho café, el mejor café del mundo… para que no se acabe!

Muchas gracias.

Lugar y Fecha

Qundío, Colombia