• Banner textos

  • CON EL SISTEMA AUTOMATIZADO DE IDENTIFICACION DACTILAR SE INICIA UNA NUEVA ERA EN LA INVESTIGACIÓN DACTILAR EN COLOMBIA

    CELEBRACIÓN DEL CUADRAGÉSIMO OCTAVO ANIVERSARIO DEL  DAS

     Si yo les contara una historia en la que un individuo sale sigiloso de un edificio y deja un pequeñísimo fragmento de su huella al abrir la puerta para luego huir de la escena del crimen, gracias al cual, en pocos minutos, las autoridades y detectives determinan su identidad y logran su captura, ustedes podrían pensar que estamos hablando de una película al mejor estilo de “Misión Imposible” o los “Archivos X”.

    Si yo les hablara de una persecución de un delincuente por una patrulla en la que, una vez retenido, con un solo lector óptico portátil para leer la huella digital del infractor, se conoce la historia judicial del capturado, tal vez pensarían en los más recientes videos de casos reales que se filman en las carreteras de los Estados Unidos.

    Si yo les anunciara un sistema donde, con la huella digital del solicitante, se pueden obtener certificados judiciales con mucha mayor agilidad o donde se identifique a las personas, en un futuro próximo, no sólo por sus huellas sino también por la palma de la mano, pensaríamos que hemos entrado, al fin, al futuro prometido de las nuevas tecnologías. ¡Y tendríamos razón!

    En efecto, todo esto está ocurriendo en nuestro país gracias a una moderna adquisición que acabo de inaugurar y que pone al DAS a la altura, en materia de investigación, de agencias internacionales como el FBI. Se trata del Sistema Automatizado de Identificación Dactilar, también conocido como AFIS.

    ¡Qué mejor regalo de cumpleaños para el DAS, y también para Colombia que lo acompaña en la celebración, en este día en que conmemoramos sus 48 años de existencia!

    A partir de hoy podemos decir que se acabaron los antiguos cotejos manuales de huellas dactilares, con abnegados funcionarios protegiéndose del polvo de los interminables archivos y ficheros, y gastando la vista en minuciosas búsquedas con lupa.

    El nuevo sistema de información que estamos entregando se encargará de interpretar, en muy breve tiempo, las imágenes de las huellas dactilares de las personas, permitiendo la automatización de los archivos criminales. Mediante él también será posible llevar un registro sobre los ciudadanos extranjeros que permanecen en el territorio nacional, y, además, servirá para que los colombianos obtengan su certificado judicial de la manera más ágil posible.

    Este proyecto, que hoy nos enorgullece, fue construido e implementado en un tiempo récord por la firma francesa SAGEM, reconocida por su trayectoria y calidad en este tipo de equipos de alta tecnología. Además, gracias a que otras entidades comparten la misma tecnología de SAGEM, el DAS podrá realizar intercambios y búsquedas de información dactilar con las bases de datos de la Fiscalía, la Registraduría y la Interpol.

    ¡Con el AFIS inicia una nueva era en la investigación criminal en Colombia y también una nueva era de facilidades para miles de colombianos que ahora podrán obtener su certificado judicial en cuestión de minutos! ¡Damos la bienvenida, con este nuevo sistema, al “detective del nuevo milenio”!

    Apreciados amigos del Departamento Administrativo de Seguridad:

    Hemos enfrentado, con el DAS, inmensos retos, y hoy –ante la nueva y apremiante agenda de seguridad mundial que han precipitado los hechos del pasado 11 de septiembre- estamos preparados para asumir los nuevos desafíos que implica el terrorismo, un flagelo contra el cual Colombia ha sumado sus esfuerzos a los de la comunidad internacional.

    Ahora más que nunca se probarán las destrezas investigativas, la experiencia y el valor de los miembros del DAS, en el crisol de las cambiantes condiciones de criminalidad y delincuencia y el alto grado de sofisticación al que han llegado.

    Puedo asegurarles que con el gran esfuerzo interinstitucional a nivel nacional, así como de cooperación a nivel internacional, que estamos llevando a cabo; con la incorporación de nuevas herramientas tecnológicas, y con el mayor aprovechamiento de los recursos humanos, hoy Colombia está preparada para luchar contra el terrorismo.

    La labor del DAS es muy importante en este proceso de cooperación global en la lucha contra el terrorismo, al fortalecer la seguridad nacional a través del desarrollo de la inteligencia de Estado.

    En efecto, esta institución cuenta con mecanismos de cooperación en la lucha contra delitos transnacionales, como la Unidad contra el Lavado de Activos, UNCLA, que busca desvertebrar el brazo económico de las organizaciones criminales. Igualmente, colabora con la Unidad de Investigación y Análisis Financiero adscrita al Ministerio de Hacienda; integra, de manera conjunta con el Ejército, la Dijin y la Fiscalía, el Comité Interinstitucional de Finanzas contra la Guerrilla; hace parte del grupo Interinstitucional de Análisis Antiterrorista, GIAT; cuenta con la Subdirección de Asuntos Migratorios, y, en un contexto más amplio, participa de la actividad de la Interpol a nivel internacional.

    Vale la pena resaltar que durante la celebración de la septuagésima Asamblea General de la Interpol, realizada el mes pasado en la ciudad de Budapest, se catalogó a la Oficina Central Nacional de Bogotá como una de las tres mejores del mundo entre las 178 existentes.

    Es bien sabido que el narcotráfico es un gran financiador de los terroristas, tal como se ha demostrado en Afganistán, en Colombia y en muchas naciones donde se presenta este fenómeno. En este sentido, es resaltable que el trabajo mancomunado del DAS con agencias extranjeras ha permitido desarticular importantes organizaciones dedicadas al narcotráfico y al tráfico de armas. Tal fue el caso de operaciones como la “Cosmoclán”, con conexiones entre Colombia y Estados Unidos, que resultó en la captura de 12 individuos; la operación “Broker II”, con conexiones en México y Panamá, que desarticuló la organización más grande en la actualidad dedicada al lavado de dólares, resultando en la captura de 21 personas; la operación “Avisor”, en la cual se capturaron 8 personas y se incautaron 400 kilos de cocaína, y la operación “Altamira” entre Colombia y España, que arrojó como resultado la captura de 35 personas dedicadas al lavado de activos y al tráfico de estupefacientes.

    En cuanto a la lucha contra la subversión, el DAS también ha emprendido acciones sin precedentes, utilizando mecanismos como la ocupación de bienes relacionados con ésta que han dado muy buenos resultados. Entre el año pasado y este año se ocuparon más de 131 bienes,  que tienen un valor superior a los 53 mil millones de pesos, dando así un duro golpe a las finanzas de los violentos.

    Igualmente ha obrado el DAS contra los miembros de los grupos ilegales de autodefensa, cuya acción criminal lesiona los más elementales valores de humanidad. Durante lo corrido del presente año se ha logrado la captura de importantes cabecillas de estos grupos a nivel nacional, así como la judicialización de aproximadamente 90 integrantes de las Autodefensas Unidas de Colombia en Barrancabermeja.

    Además, se ha incautado armamento de corto y largo alcance, munición, explosivos y material radiactivo, que, de no haberlos encontrado y neutralizado a tiempo, habrían causado daños de gran magnitud. El terrorismo ha sido, en definitiva, fuertemente golpeado por la acción del DAS, para la mayor tranquilidad de los colombianos.

    Pero también hay resultados en cuanto a las funciones de Policía Judicial ejercidas por el DAS. ¡Qué bueno poder decir que, en lo corrido de este año, se realizaron 2.600 misiones cuyos objetivos se cumplieron exitosamente!

    De otra parte, como abanderado en la lucha contra la corrupción administrativa, el DAS ha logrado también muy buenos resultados. Por hechos que atentan contra la Administración Pública, en el último año se judicializaron aproximadamente 200 casos, evitándole pérdidas al Estado, es decir, pérdidas para el bolsillo de todos los colombianos, que habrían superado los 25 mil millones de pesos.

    Igualmente cabe destacar que en las labores de protección de personas que realiza el DAS, esta institución ha destinado la tercera parte de sus efectivos y la cuarta parte de su presupuesto. Esto demuestra que estamos haciendo un inmenso esfuerzo para que las personas en riesgo potencial, como jueces, congresistas, periodistas y defensores de derechos humanos, entre otros, puedan seguir cumpliendo con su misión dentro de nuestra vida democrática, a salvo de los atentados de los intolerantes.

    En mi administración hemos creído en el DAS, en la importancia de su trabajo en pro de la seguridad de los colombianos, y lo hemos fortalecido con importantes recursos, tanto así que durante mi Gobierno se han asignado, en total, 63 mil millones de pesos para el cubrimiento de su plan de inversiones.

    Los anteriores recursos se han invertido en proyectos de gran importancia, como la ampliación, mejoramiento y renovación de la infraestructura informática del DAS, la adquisición de equipos especiales para inteligencia, la adquisición del sistema digital de radiocomunicaciones, el mejoramiento y mantenimiento de la infraestructura física de sus sedes operativas, la dotación del área de criminalística, y la reposición del parque automotor de áreas operativas. Igualmente, el DAS ha hecho gran énfasis en el fortalecimiento de los recursos humanos existentes a través de su capacitación.

    En suma: el DAS, con el empuje y el compromiso de los hombres y mujeres que lo conforman, y bajo el liderazgo del Coronel Germán Jaramillo, a cuya excelente labor hoy quiero hacer un especial reconocimiento, ha cumplido y está cumpliendo de forma cabal con su misión de salvaguardar la seguridad de los habitantes del país, siempre con el propósito de mejorar y de ser más eficiente y más contundente en sus realizaciones.

    No podemos dejar pasar este día de conmemoración sin rendir el más sentido de los homenajes a la memoria de quienes, como miembros del DAS, han entregado su vida al servicio de su patria, como es el caso de los hoy condecorados en forma póstuma, a cuyas familias hacemos llegar nuestro sentimiento de solidaridad y afecto. ¡Su ejemplo y su coraje han sido el germen sobre el cual continuamos luchando por un país mejor y más seguro!

    Igualmente felicito al grupo de altos funcionarios del Estado que hoy recibe la medalla del DAS, por sus aportes y colaboración con esta institución, y a los funcionarios del Departamento que hoy son igualmente condecorados por el cumplimiento destacado de su deber. ¡Todos ustedes son ejemplo de los hombres y mujeres que construyen día a día una nueva Colombia!

    A los 257 detectives que hoy se gradúan, provenientes de las Escuelas de Aquimindia y de Aguazul, les deseo el mayor de los éxitos en su desempeño profesional. Ustedes llevan sobre sí una responsabilidad inmensa, como lo es el trabajar por la seguridad de sus compatriotas. ¡Felicitaciones por su grado, y que Dios premie las buenas acciones que realicen por su país y por su gente!

    Apreciados amigos:

    Desde la sede nacional de esta institución, que ha sido directamente golpeada por la mano oscura del terrorismo, reafirmo que, con los recursos de la inteligencia y la investigación, Colombia también está comprometida en la lucha contra este flagelo, una lucha que se ha vuelto un imperativo impostergable para todas las democracias del planeta.

    El mensaje es claro y directo: ¡No hay espacio en Colombia ni en el mundo para la imposición de ideas ni la motivación de acciones mediante la intimidación y el terrorismo!

    Contra la violencia opondremos, con todas las herramientas a nuestro alcance, la fuerza legítima de nuestra democracia. Contra la intolerancia opondremos nuestra firme creencia en el valor de la diversidad y en el respeto a los derechos humanos. Contra el cinismo de los que hablan de paz pero atacan a sus semejantes opondremos la convicción de 40 millones de colombianos que sí quieren trabajar y prosperar sin miedo ni amenazas. Por la vida, por la paz, por la defensa de los valores más sagrados de nuestra patria, entregaremos todos nuestros esfuerzos y desvelos.

    ¡Sigan adelante, amigas y amigos del DAS, y felicitaciones por otro año más de buenos servicios a Colombia!

    Muchas gracias


    Lugar y fecha

    Bogotá, Colombia
    23 de octubre del 2001

    Destacados

    publicaciones recientes

    Relacionados

    Deja un comentario

    Copyright2021 Biblioteca Presidencial Andrés Pastrana | All Rights Reserved