COLOMBIA Y CANADÁ, UNIDOS EN LA CONSECUCIÓN DE LOS IDEALES DE SUS PUEBLOS 2017-12-18T11:48:19+00:00

Project Description

Palabras del presidente, Andrés Pastrana Arango, con ocasión de la inauguración de la sede
de la Embajada del Canadá

Como presidente de todos los colombianos es para mí un gran honor asistir a esta solemne fiesta.

He venido con gran entusiasmo para conmemorar con la delegación diplomática y con el pueblo canadiense residente en Colombia, el último Día Nacional del Canadá de este siglo.

Y hoy, cuando nos encontramos a pocos meses de concluir este milenio, aprovecho para reafirmar una vez más el balance positivo que caracteriza la relación entre nuestros dos países.

Con orgullo debo señalar, que no obstante la juventud de la relación entre Canadá y Colombia, los intereses de nuestras naciones comulgan muchos de sus ideales. Esa característica ha estrechado nuestros lazos, especialmente durante esta década y ha dejado para la posteridad el particular sello de la hoja de maple y del grano de café que se abrazan fraternamente.

Veo un futuro promisorio para la relación entre nuestros países, duradero y próspero, basado en un comercio -libre y justo- y en el respeto de los principios que hemos acatado desde siempre como naciones y como personas.

Quienes trabajamos en la integración económica y cultural entre los dos países, conocemos la fuerte amistad existente entre Colombia y Canadá y sabemos que aún hay un gran espacio para mejorar esta relación.

Ahora que los colombianos estamos empeñados en la construcción de un país en paz, con equidad y justicia social, debemos volver la mirada hacia Canadá, país de inconfundible tradición conciliadora, en donde múltiples culturas han logrado una nación que hoy admiramos y respetamos.

Es un deseo del pueblo colombiano afianzar nuestras relaciones con el pueblo canadiense, gran amigo de Colombia y de su paz. Por eso les demostramos que nuestro trabajo, lleva la impronta de un pueblo que unido, trabaja por el cambio, el progreso y la reconciliación.

Una grata impresión ha dejado mi reciente visita de estado al Canadá. Agradezco al gobierno y a las autoridades canadienses el haberme invitado a hablar en diversos escenarios, bajo el marco de la consolidación de las relaciones bilaterales, sobre los avances de nuestro proceso de paz y sobre las variadas oportunidades de inversión en nuestro país. Allí quise poner en evidencia, la inmensa voluntad que tiene Colombia de dejar de lado los obstáculos que se presentan en ese largo camino hacia la reconciliación.

El gobierno canadiense, atento a esas palabras ha ratificado su interés comercial y cultural en Colombia, como una generosa muestra de amistad y de solidaridad.

Hoy quiero repetir unas palabras que pronuncié en Canadá con la certeza de que ya hemos avanzado en nuestra ruta: creo que ha llegado el momento de lograr la paz en Colombia, de crear el país que tanto nos merecemos, ahora que entramos en un nuevo milenio. Los colombianos dedicamos todo nuestro tiempo y energía a trabajar por la reconciliación, por una economía sólida capaz de atraer la inversión extranjera, por eso recibimos con brazos abiertos su apoyo y consideración.

Lugar y Fecha

Bogotá, Colombia
1 de julio de 1999

Fatal error: Allowed memory size of 134217728 bytes exhausted (tried to allocate 20480 bytes) in /home/a44659151/public_html/apav2/wp-includes/class-wp-term.php on line 199