Palabras del Presidente Pastrana, en el encuentro con los beneficiarios del Plan Colombia en el sur de Bolívar.

Hoy me siento muy feliz de estar aquí en esta tierra del bullerengue, la cumbia y el porro, de pueblos agricultores y pescadores, al cumplir la promesa que les hice de traerles obras de progreso y bienestar para el Sur de Bolívar. Esta región tan importante para Colombia, pero muchas veces tan olvidada, ha sido beneficiada como ninguna otra por nuestro Plan Colombia, el programa social más ambicioso en la historia de nuestro país.

Con mucha satisfacción hoy puedo decir algo que ustedes también saben mejor que nadie: ¡Ningún otro gobierno se ha comprometido tanto con el desarrollo del sur de Bolívar como el mío! Por eso no podía dejar de venir para compartir con ustedes estas realizaciones que se hicieron pensando en su bienestar.

Decirles, queridos amigos de Santa Rosa, que el Plan Colombia está invirtiendo en el Sur de Bolívar más de 68 mil millones de pesos, es hablar de cifras de inversión nunca antes vistas en la región y que hoy me siento muy feliz de hacer realidad.

Y hacemos esta inmensa inversión porque creemos en ustedes, porque sabemos de la voluntad de los agricultores de la zona que han sembrado coca y hoy quieren abandonar para siempre estos cultivos y sembrar productos buenos para la vida y para sus familias.

Hacemos esta inversión en ustedes, habitantes del Sur de Bolívar, porque ustedes, con su compromiso, y el Gobierno Nacional, estamos demostrando que ¡sí hay alternativas para abandonar los cultivos ilícitos y dejar de vivir de la coca!

Precisamente esta mañana, en el municipio de San Pablo, visité el vivero de Palma Africana que financia el programa Campo en Acción del Plan Colombia. Allí están creciendo las palmas que hacen parte de 2 proyectos de siembra de Palma Africana que benefician a 183 familias de la zona, organizadas en 2 asociaciones: Palmas del Sur y el Consorcio Desarrollo y Paz Magdalena Medio, que trabajan más de 1.000 hectáreas aquí en Santa Rosa, en San Pablo y Simití. Éste es un macroproyecto lleno de futuro para la región que implica una inversión de 2.640 millones de pesos.

¡Qué bueno ver estas palmas, que van a comenzar a producir desde el próximo año, creciendo en el Sur de Bolívar y reemplazando los sembrados que sólo producían veneno para la juventud y dinero para el terrorismo!

También estamos invirtiendo en el sub-programa “proyectos productivos de Seguridad Alimentaria”, del programa Campo en Acción, la suma de 8 mil millones de pesos en el desarrollo de 6 proyectos con cerca de 4 mil familias campesinas antes vinculadas a los cultivos ilícitos, en San Pablo, Cantagallo, Simití y Santa Rosa. Gracias a este programa, no más aquí en Santa Rosa, hay 559 familias de agricultores que han recibido, cada una, 1 millón 700 mil pesos en insumos, como semillas y herramientas, para trabajar la tierra de acuerdo con las necesidades de cada uno, con una inversión total cercana a los mil millones de pesos. Para la segunda etapa el programa beneficiará a 1.260 familias de Santa Rosa con una inversión cercana a los 2.500 millones de pesos.

Esta región merece un futuro de prosperidad y de tranquilidad como todas las regiones de Colombia. ¡Merece ser una región tranquila y sin coca!

Por ello el Plan Nacional de Desarrollo Alternativo ha desarrollado también en esta zona una política de atención a los pequeños cultivadores que antes se dedicaban a los cultivos ilícitos y hoy desean vincularse a la legalidad. Hemos adelantado 10 proyectos generadores de ingresos legales en el Sur de Bolívar, de infraestructura rural, construcción de canchas deportivas, construcción y dotación de escuelas, atención a seguridad alimentaria, promoción cultural para niños y jóvenes, capacitación en manejo de caucho y cacao, instalación de viveros y jardines clonales y apoyo a la comercialización. De igual manera se tienen estructurados tres proyectos que han sido concertados con las comunidades en cacao, caucho y ganadería en Santa Rosa del Sur, Simití, Morales, San Pablo, Cantagallo, Arenal y Rioviejo.

En efecto, con recursos aportados por la Agencia Interamericana de Desarrollo AID se están ejecutando para estos 7 municipios los proyectos de “Capacitación y transferencia de tecnología a pequeños productores para el establecimiento de 150 hectáreas de cultivo de caucho” y de “Transferencia de tecnología para el mejoramiento de la producción de cacao en 22 núcleos de productores”. Estos proyectos son el inicio de las importantes inversiones que se implementarán con los proyectos regionales de cacao y caucho que ya se encuentran estructurados para esta región. También, con recursos provenientes del Banco Interamericano de Desarrollo –BID- se tiene programado financiar un proyecto industrial de yuca en el municipio de San Pablo.

Especialmente resaltable ha sido el proceso de acompañamiento y de apoyo a la comercialización del fríjol que el Plan Nacional de Desarrollo Alternativo viene trabajando con la organización Asocalima. Gracias a esto, se ha apoyado la siembra de 1.390 hectáreas y se comercializan semestralmente 300 toneladas de este producto, incluyendo una importante alianza comercial con la cadena de almacenes Carrefour, donde se está vendiendo el fríjol bola roja y cargamanto producido por esta organización.

Es de resaltar que la población del Sur de Bolívar se comprometió a erradicar voluntariamente 1.395 hectáreas de cultivos ilícitos, proceso que iniciará una vez se desembolsen los recursos de la cooperación de la AID.

Es así como la inversión ejecutada y programada para esta región del país a través del Plan Nacional de Desarrollo Alternativo se acerca a los 50 mil millones de pesos. ¡50 mil millones que se invertirán en el Sur de Bolívar para que nunca más sus vidas se vean afectadas por los cultivos ilícitos y para que sigan construyendo una región de paz y progreso, como la que ya comienza a verse!

¡Con el Plan Colombia y con el Plan Nacional de Desarrollo Alternativo estamos demostrando, con hechos y aportes concretos, que sí hay un camino para dejar los cultivos ilícitos y para convertirse en productores de progreso y de paz en el Sur de Bolívar!

Pero esto no es todo. Lo que tenemos hoy es un arsenal de buenas noticias para el sur de Bolívar.

Esta misma mañana estuve en el municipio de San Pablo visitando el Puente del caño Choflí y cuatro vías aledañas. Estas obras que hacen parte del programa “Obras para la Paz” del Plan Colombia tuvieron un costo de 462 millones de pesos y benefician a los 35 mil habitantes de San Pablo.

De hecho, en todo el Sur de Bolívar hemos invertido, con este mismo programa “Obras para la Paz”, 7.741 millones de pesos en la construcción de sistemas de acueducto y alcantarillado, así como en el mejoramiento de las vías, en proyectos educativos, de salud y de electrificación en el departamento.

De igual manera el subprograma “Gestión Comunitaria”, también de Obras para la Paz, que edifica escuelas, centros culturales y polideportivos, está desarrollando 34 proyectos en el Sur de Bolívar con una inversión cercana a los 1.500 millones de pesos. Aquí mismo, en Santa Rosa tenemos la construcción de 10 aulas escolares, gracias a la cual los niños de este municipio, que antes prácticamente recibían las clases en el suelo, ahora gozan de lugares adecuados para su estudio.

También estamos entregando la propiedad de la tierra a las gentes más necesitadas del Sur de Bolívar. En mi gobierno, a través del Fondo de Inversión para la Paz y del Incora, en coordinación con el Instituto Geográfico Agustin Codazzi y el Ministerio del Desarrollo, venimos adelantando un programa de titulación masiva de predios rurales baldíos en todos los municipios del Sur de Bolívar. El año pasado logramos duplicar el promedio histórico de titulación anual que venía haciendo el INCORA, llegando a una meta de 25.821 títulos que benefician a igual número de familias que viven de sus pequeñas parcelas.

Hoy mismo estamos entregando 525 títulos con un área de cerca de 24.150 hectáreas para campesinos de los municipios del Arenal y Morales. Además de estos dos municipios, tenemos en proceso otros 475 títulos con cerca de 21.850 hectáreas para terminar de entregar antes del 7 de agosto. Con esto estaremos completando mil títulos que benefician a igual número de familias de la región con cerca de 46 mil hectáreas.

¡Son mil familias que antes trabajaban la tierra de otros y que dejaremos trabajando la suya propia, gracias a una verdadera revolución que hemos hecho en este sector! A todos los nuevos propietarios mis más sinceras felicitaciones. Próximamente, además, se estarán entregando en los municipios de Simití, San Pablo, Cantagallo y Pinillos 2.510 títulos de propiedad sobre cerca de 82.830 hectáreas. Todo esto con una inversión de 790 millones de pesos. ¡Son 3.510 títulos en total con los que estamos apoyando a nuestros amigos de todos los municipios del sur de Bolívar!

Apreciados amigos de Santa Rosa del Sur:

También con otros programas del Plan Colombia, dentro del marco de la acción social que venimos desarrollando, hemos trabajado por el bienestar de todos los habitantes del sur de Bolívar.

Hemos invertido a través de nuestro programa “Vías para la Paz” alrededor de 40 mil millones de pesos en la construcción de las carreteras de la red vial secundaria que por su ubicación estratégica contribuyen a integrar zonas afectadas por diferentes conflictos.

Actualmente, se encuentran en proceso licitatorio las vías Arenal-Buenavista y Morales-Puerto Bolívar por un valor de 20.000 millones de pesos. Igualmente invertimos cerca de 4.100 millones de pesos en la construcción, mejoramiento y mantenimiento de puentes, vías fluviales y aeropuertos de la región.

Y algo muy importante, queridos amigos de Santa Rosa. ¡Me comprometí con ustedes a adelantar la obra de mejoramiento y pavimentación de la carretera Santa-Rosa-Simití-Cerro de Burgos y hoy puedo decirles que le estamos cumpliendo a las gentes del Sur de Bolívar con este proyecto fundamental para su progreso!

Acabo de visitar esta vía y de constatar sus avances y me siento muy contento al poder decirles que, con una inversión de 17 mil millones de pesos, esta carretera quedará lista antes de terminar el presente año. ¡Cuánto tiempo, cuántos costos, cuántos esfuerzos, amigos de Santa Rosa, se ahorrarán ustedes para su movilización y para el transporte y venta de sus productos, que llegarán en pocos minutos al río Magdalena!

En este tema de las vías, además de la inversión de cerca de más de 40 mil millones de pesos a cargo del Plan Colombia, el Ministerio de Transporte ha aportado cerca de 30 mil millones de pesos para garantizar que el sur de Bolívar jamás volverá a estar aislado del resto de Colombia. Sólo aquí en el municipio de Santa Rosa se han construido 4 puentes por un valor de 600 millones de pesos y 3 vías rurales por un valor de 450 millones de pesos.

Por medio de “Empleo en Acción” aprobamos 2 proyectos precisamente aquí en Santa Rosa del Sur, creando así más de 86 empleos temporales para sus habitantes.

Con “Familias en Acción”, otra iniciativa de mi Gobierno gracias a la cual entregamos subsidios directos en dinero a las familias inscritas en el nivel 1 del Sisbén, 538 familias de este municipio se están beneficiado con los subsidios que les ayudan a nutrir y educar a sus hijos para un mejor futuro con una inversión de 223 millones de pesos en el presente año y de 770 millones de pesos en tres años que dura el programa.

Otra inversión importante para el departamento es la que estamos haciendo en el campo de la los Derechos Humanos, la Asistencia Humanitaria y la búsqueda de Transparencia y Convivencia: son 2.735 millones de pesos destinados a recuperar y mantener la dignidad del pueblo del Sur de Bolívar.

¡En total, como ya dijimos antes, el Plan Colombia está invirtiendo en sólo el departamento del Sur de Bolívar más de 68 mil millones de pesos! ¡68 mil millones de pesos que cambiarán para siempre el rostro de esta región crucial de nuestro país!

Prometí hacer de esta zona un modelo del cambio en Colombia, y lo cumplí. ¡Hoy somos testigos de ese cambio!

¡Y siguen las obras! A través del Instituto de Planificación y Promoción de Soluciones Energéticas-IPSE- realizaremos obras de electrificación en los municipios de Cantagallo y San Pablo por valor de. 1.488 millones de pesos, contratación que aspiramos a tener adjudicada en cerca de un mes.

Por medio del Fondo Nacional de Regalías en el cuatrienio hemos invertido en esta región del sur de Bolívar 13.240 millones de pesos, dentro de los cuales hemos adelantado el mejoramiento y optimización del sistema de acueducto y alcantarillado sanitario en la cabecera municipal de San Pablo por un valor de 3.280 millones de pesos, y la construcción de la línea de interconexión eléctrica en varios corregimientos de este municipio de Santa Rosa, por 1.800 millones de pesos.

También nos comprometimos con la vivienda de las familias de menores recursos del sur de Bolívar, para lo cual entregamos, a través del Inurbe, 4.944 subsidios familiares de vivienda de interés social, con una inversión de 29.516 millones de pesos. ¡Son 4.944 familias del sur de Bolívar que ya cuentan con su casa propia gracias a la política de vivienda social que desarrollamos en estos años!

En cuanto a la salud, me enorgullece constatar que ampliamos en un 46 por ciento la cobertura del régimen subsidiado de salud en el sur de Bolívar: ¡De 260 mil afiliados en 1998 pasamos a atender a más de 380 mil personas! Además de lo anterior, en este cuatrienio invertimos recursos por más de 5.700 millones de pesos para responder a las necesidades de atención en salud de los habitantes del departamento, a través del Ministerio. En los centros de Salud y hospitales de Simití, Cantagallo, San Pablo y Santa Rosa del Sur invertimos en estos últimos cuatro años 1.985 millones de pesos. Hoy precisamente visitamos el hospital Manuel Elkin Patarroyo en el cual invertimos 126 millones de pesos para adelantar la cuarta etapa. Gracias a esta inversión el hospital contará con una departamento de servicios generales y una morgue apropiados.

Además, muchos más amigos del sur de Bolívar hoy tienen un teléfono o un punto de acceso a internet cerca de sus hogares. Con el programa Compartel instalamos aquí en el municipio de Santa Rosa del Sur 10 puntos de telefonía rural comunitaria por un valor de 107 millones de pesos. Igualmente instalaremos aquí un centro de acceso comunitario de internet por un costo de 63 millones de pesos. En toda la región del sur de Bolívar, incluyendo los municipios de Simití, Cantagallo y San Pablo instalamos 20 puntos de telefonía rural comunitaria por un valor de 214 millones de pesos, y 2 puntos Compartel con acceso a internet por un valor de 108 millones de pesos, quedando por instalar otros dos. Adicionalmente estamos en proceso de licitación para instalar otros servicios de comunicaciones, proyectos que costarán cerca de 2 mil millones de pesos. ¡Son más de 2.700 millones de pesos dedicados totalmente a comunicar al sur de Bolívar con el mundo!

El progreso del sur de Bolívar también depende en gran medida del apoyo que le brindemos a la vivienda de los campesinos. A la fecha en todo el departamento del Bolívar hemos entregado cerca de 7.785 millones de pesos en subsidios de vivienda social rural a 1.768 familias de esta región.

Finalmente, no puedo dejar de resaltar la firma del convenio con la Comisión Europea el 25 de febrero de este año para desarrollar el proyecto de Laboratorio de Paz del Magdalena Medio por 42.2 millones de euros, de los cuales la Comisión Europea aporta 34.8 millones y Colombia aporta 7.4 millones. Este convenio busca consolidar una cultura de paz y derechos integrales, desarrollar actividades productivas, obras de infraestructura social y fortalecimiento institucional en 13 municipios del Magdalena Medio: Cantagallo, San Pablo, Barrancabermeja, Yondó, Simití, Morales, Regidor, Rio Viejo, Arenal, Puente Parra, San Vicente, Puerto Wilches y Santa Rosa del Sur. De la suma comprometida por la Unión Europea ya han llegado 2 millones de euros y comenzaremos a realizar el plan operativo y el plan operativo anual del proyecto.

Aprovechando la compañía de los buenos amigos embajadores que nos acompañan, quiero decirles que invertir en regiones como el Sur de Bolívar, afectadas por los cultivos de droga y por la violencia de los grupos armados ilegales, pero con toda la decisión de salir adelante e incorporarse al progreso legal, ¡vale la pena! ¡Aquí hay muchos proyectos y muchas oportunidades para ayudar y respaldar un proceso de cambio que traerá la paz a Colombia!

¡De esta manera, con proyectos concretos, con cooperación internacional y obras de verdad, estamos haciendo realidad nuestro deseo de un sur de Bolívar tranquilo y sin coca!

La semana pasada estuve en el Putumayo, otro departamento donde estamos dejando un legado de cambio y de transformación gracias a los procesos de desarrollo alternativo y a la inversión social. Al igual que les dije entonces a sus habitantes, hoy quiero decirles a las buenas gentes del Sur de Bolívar que hoy me acompañan:

Sólo pido una cosa a los habitantes de esta región y a sus autoridades: Que la semilla de futuro que dejamos sembrada, con gran esfuerzo e inmensos recursos, no la dejen perder. ¡Sigamos siempre adelante en este empeño de hacer del sur de Bolívar un modelo del cambio para Colombia!

Muchas gracias.

Lugar y Fecha

Bolívar, Colombia
11 de julio de 2002