• Banner textos

  • HOY 350 MIL FAMILIAS DE LOS SECTORES MARGINADOS DE COLOMBIA TIENEN UNA VIVIENDA DIGNA

    En la entrega de 3.753 subsidios de vivienda de Inurbe en Bogotá, D. C

    ¡Hoy es un sábado de fiesta en Bogotá y en Colombia! Definitivamente no es un día cualquiera, ni para ustedes, ni para nosotros. Porque hoy, queridos amigos de la capital, ¡3.753 familias de esta ciudad están cumpliendo con su sueño de tener una casa propia!

    Hoy, en este Palacio de los Deportes  lo decimos con el corazón emocionado y felices-, ¡3.753 familias de escasos recursos se han hecho acreedoras a un subsidio por parte del Estado colombiano para comprar su vivienda y hoy reciben su carta de asignación!

    Con razón que este escenario hoy rebosa de felicidad. Porque lo que estamos entregando hoyes mucho más que dinero para construir una casa: ¡Lo que estamos entregando hoy, más que dinero para construir una casa, es dinero para conformar un hogar, lleno de amor y de entusiasmo, un hogar como el que se merecen todos los colombianos!

    Y por eso, hoy estamos hablando de 3.753 subsidios por 26 mil millones de pesos. Fíjense bien: ¡ Aquí no más, en este evento, de esta mañana, estamos entregando 26 mil millones de pesos a las familias más pobres y más marginadas de Bogotá! No hay duda de que todos ustedes, los futuros nuevos propietarios, se merecen la más gran- de felicitación y el mejor de los aplausos.

    En dos días hemos entregado subsidios para cerca de 4.500 familias en Medellín y Bogotá, que superan los 36 mil millones de pesos. ¡ Y la verdad es que eso nos llena de felicidad el alma y el corazón!

    Cuando estamos en actos como esta mañana, donde estamos cumpliendo como Presidente y como Gobierno nuestro compromiso como gobernantes pero, sobre todo, nuestro compromiso con el pueblo colombiano, no podemos menos que pensar en la actitud absurda y demencial de los grupos ilegales que dicen luchar por el pueblo y que, que en cambio, le quitan la vida, la libertad, destruyen su casa, lo dejan sin luz y sin agua.

    ¡ Qué bueno que ellos supieran cómo es que se hace justicia social en Colombia! ¡ No es con armas, no es con bombas asesinas, sino con voluntad de ayudar y de servir! Lo que estamos viviendo hoy, en este estadio, esta es la verdadera revolución social, pero como debe ser: la revolución de la vivienda y la dignidad humana, no la de la muerte.

    Ojalá ellos nos oyeran. Ojalá pudieran ver esta inmensa reunión de nuevos propietarios para que entendieran, de una vez por todas, que la verdadera revolución social se hace con obras y no con balas, asesinando a los más pobres y a los más marginados de Colombia.

    Entrando en este escenario, queridos amigos, en esta fecha, curiosa- mente hace cuatro años aquí mismo lanzamos mi candidatura para la Presidencia de la República. Todavía recuerdo esa noche, en la cual uno de los mayores compromisos que hice como candidato presidencial era el de la vivienda.

    Me comprometí esa noche con los más necesitados del país a realizar un programa de subsidios de vivienda social, subsidios que especialmente estamos viendo hoy aquí, iban a llegar a las mujeres cabeza de familia. Muchos no creyeron en nuestra palabra, muchos otros hace cuatro años habrán pensado, con escepticismo: promesas, promesas, promesas que se quedan en el aire .

    Pues bien: Hoy estoy aquí con ustedes, acompañando su alegría, con la inmensa satisfacción, cuatro años después, de haber cumplido con la palabra empeñada.

    Déjeme hoy contarles, compartir con ustedes, algunos de los resultados que hemos venido promoviendo con el Ministro de Desarrollo, Eduardo Pizano, y con el Director del Inurbe, sobre lo que fue y ha sido nuestra política de vivienda de interés social, para que los colombianos también conozcan lo que hemos hecho y cómo hemos mejorado y estamos mejorando su calidad de vida.

    Aquí en Bogotá, únicamente en los últimos 3 años y medio, 8.057 subsidios fueron entregados por más de 50 mil millones de pesos. De estos, el año pasado destinamos 452 subsidios a las familias desplazadas en Bogotá. Tampoco queremos olvidar a los que han sido desplazados por la violencia y por ello creamos un programa especial para aquellos que han huido y han venido a la capital saliendo de sus parcelas huyendo del terror de los violentos.

    También les puedo decir que, hasta la fecha, en toda Colombia hemos entregado 94 mil subsidios de vivienda, directamente del Inurbe, por un valor cercano a los 500 mil millones de pesos. Óigase bien: ¡estamos hablando de cerca de medio billón de pesos que hemos destinado a la gente más pobre y a la gente más marginada de toda Colombia.

    Y aquí me parece muy importante destacar que los subsidios que hoy ustedes están recibiendo, los subsidios que hemos entregado a lo largo y ancho de Colombia, son distintos de esos subsidios que entregaba el Gobierno anterior, que son distintos en su partida en la cuantía que se entregaba antes del 7 de agosto de 1998. En efecto, cuando yo llegué al Gobierno los subsidios que se entregaban para vivienda de interés social eran en promedio de dos millones y medio de pesos por familia. Hoy ustedes, en cambio, están recibiendo subsidios de hasta 7 millones 150 mil pesos, y las familias a las que se les asignen subsidios en este nuevo año recibirán inada menos que 7 millones 725 mil pesos! Vale decir, los hemos más que triplicado para que las familias más pobres de Colombia puedan construir y tener una vivienda digna, como les corresponde a todos los colombianos.

    Como les dije, mi compromiso con el Inurbe era entregar 242 mil subsidios a 242 mil familias. Ya hemos entregado 94 mil, pero si sumamos todas las que hemos realizado desde el Inurbe, el Banco Agrario, las Cajas de Compensación Familiar y la Caja Promotora de Vivienda Militar, hoy ya hemos entregado por lo menos i220 mil subsidios de vivienda! Y les aseguro y les garantizo que antes del 7 de agosto entregaremos los 242 subsidios para cumplir nuestro compromiso con los sectores más marginados del país.

    Eso es lo que tiene que ver directamente con el Gobierno, pero también les quiero decir que la meta no solamente ya la cumplimos sino que ya la sobrepasamos, porque si le agregamos todos los dineros que en buena parte ustedes, los colombianos, con el 2 por mil le entregamos a la reconstrucción del Eje Cafetero, hoy en día hemos entregado en mi Gobierno cerca de 350 mil soluciones de vivienda. ¡350 mil familias en Colombia tienen una nueva vivienda! Hemos dicho y podríamos decir que hemos construido casi una ciudad de 350 mil personas, 350 mil familias que tienen una vivienda digna para alegría de todos los colombianos.

    Lo que hemos entregado hasta hoy en dinero, en estos subsidios, es 1,9 billones de pesos, que hemos otorgado. Este fue, ha sido y será mi compromiso con la vivienda de interés social pero más que todo que les podamos dar a esos sectores más marginados una vivienda digna para que puedan conformar y crear su propio hogar y en él vamos a trabajar hasta el último día de mi Gobierno.

    Queridos amigos:

    Con hechos concretos, como los de esta mañana, entregando 3.753 subsidios de vivienda como estamos levantando, ladrillo sobre ladrillo, las construcciones de la paz y el progreso en todo nuestro país.

    Simplemente quiero felicitarlos de todo de corazón, y en nombre del Gobierno les pido una cosa: Usen bien esos recursos que hoy reciben, para que sus casas no sean sólo casas sino que se conviertan en verdaderos hogares llenos de amor, de vida, de armonía y de unión familiar. En sus manos está construir el futuro que ustedes merecen y que queremos para todos los colombianos.


    Lugar y fecha

    Bogotá, Colombia
    9 de febrero del 2002

    Destacados

    publicaciones recientes

    Relacionados

    Deja un comentario

    Copyright2021 Biblioteca Presidencial Andrés Pastrana | All Rights Reserved